Imagen de cabecera para la entrada Cinco imprescindibles del traductor novel

Verdades y medias tintas de lo que necesita un traductor para iniciarse en el mundo laboral

¡Hola! Bienvenidos de nuevo a este espacio. Después de apurar hasta el último segundo de vacaciones, os traigo una entrada recopilando las claves para empezar a haceros un hueco en el mundo de la traducción. Hablaremos de los imprescindibles, pero también de los innecesarios, a la hora de empezar a trabajar. ¡Allá vamos!

1. Correo profesional

  • Verdad: es más que recomendable tener un correo específico para los temas laborales.
  • Mentira: no es necesario que os creéis (y paguéis) por vuestro propio dominio.

Cuando estamos empezando y todavía no tenemos demasiados ingresos, una de las cosas más importantes es abaratar costes. Tener vuestro propio dominio puede quedar mejor o peor, pero no es, ni mucho menos, imprescindible.

Eso sí, profesionalidad ante todo: nada de nombres tipo minombre_xiqui@gmail.com. Otra cosa que funciona bastante bien es evitar poner cifras que puedan ser el año de nacimiento; el cliente no tiene porqué saber lo «poco» que lleváis en este mundo.

2. Currículum específico

  • Verdad: si vais a llamar a más de una puerta, deberíais tener un CV destinado a cada una.
  • Mentira: no tenéis que incluir una foto vuestra.

Dado que la empleabilidad de los traductores es bastante alta y es posible que al principio probemos con distintos frentes, lo mejor será elaborar un currículum destacando lo interesante para cada área. A una agencia de traducción le dará igual que tengamos el título de manipulación de alimentos, lo que será imprescindible para trabajar en un restaurante.

Por otro lado, existe un gran debate entre utilizar foto o no en el currículum. Esto es porque puede facilitar distintos tipos de discriminación. Debéis tener en cuenta que tanto en Reino Unido como en Estados Unidos está prohibido, así que tenedlo en cuenta si buscáis clientes en estos países. Además, si utilizáis LinkedIn, vuestra foto aparecerá ahí y siempre podéis incluir un enlace a vuestra página en el CV. Finalmente, la foto que utilicéis en vuestras redes destinadas a encontrar trabajo ha de ser profesional. Podéis haceros una en cualquier estudio de fotografía o reutilizar otra que sea apropiada. Un último consejo, dejad la foto de la orla a un lado, denota falta de experiencia y es tirar piedras sobre nuestro propio tejado.

3. Especialidad

  • Verdad: es imprescindible. No tener especialidad os cierra puertas, aunque sintáis que podéis hacer cualquier cosa, sin formación específica no avanzaremos demasiado.
  • Mentira: no tenéis que forzaros a hacer un máster nada más terminar el grado.

Si bien hemos hablado de la importancia de especializaros en otras entradas como la que os dejo enlazada, tenéis diversas posibilidades. Tampoco es obligatorio hacer un máster en una universidad, tenéis muchos cursos que son una inversión menor en cuanto a tiempo y dinero. Si no estáis seguros, son lo mejor para ir tanteando el terreno. En esta entrada hablamos de algunos:


4. Programas de TAO

  • Verdad: es posible que algunas agencian os pidan que manejéis alguna herramienta de traducción asistida por ordenador.
  • Mentira: no son necesarias para traducir.

Os harán la vida más fácil. Serán imprescindibles para determinados proyectos. Y algunas como Trados son, a mi parecer, excesivamente caras. Recordamos, si estamos empezando, lo principal es abaratar costes y no invertir una suma tan grande en algo a lo que quizá no le saquemos rentabilidad.

En muchos casos, existen herramientas de TAO gratuitas a las que podéis acceder en línea como Wordfast y de código abierto como OmegaT. También tenéis la posibilidad de utilizar el periodo de prueba gratuito. Igualmente, Trados oferta sus propios cursos y os da la posibilidad de examinaros para demostrar vuestros conocimientos sobre el programa.

5. Página web

  • Verdad: si tenéis los medios, puede ser vuestra imagen digital.
  • Mentira: no os dará más clientes.

Mantener una página web cuesta mucho tiempo y dinero. En mi caso, no os voy a mentir, tengo un informático en la familia que se ocupa de todo de forma gratuita y solo pago una pequeña cantidad por el dominio. Sin embargo, no siento que tenga más encargos desde que la creamos. Si queréis saber más sobre páginas web y dominios, por favor, dejádmelo en los comentarios o escribidme por el formulario de contacto.

Una idea: las tarjetas de visita virtuales cumplen en muchos casos la función de una página web y suelen ser gratuitas. Os dejo una imagen aquí abajo, creo que vale la pena echarle un ojo.

Otra opción muy interesante son los blogs y tener un perfil profesional en las redes sociales. Cada día hay más empresas y agencias que utilizan medios como Instagram para ofertar sus servicios. A modo de ejemplo, os voy a dejar enlazados los de mi amigo Ángel, que además de ser un colega de profesión, oferta sus servicios maravillosamente.

Espero que estas ideas os ayuden un poco a despejar la incógnita de lo que necesitáis verdaderamente para dar el salto de estudiantes a profesionales. Recordad que estoy disponible para contestar a cualquier duda y que las sugerencias son siempre bienvenidas.

Además ahora también podéis suscribiros al blog en el apartado de la derecha si estáis leyendo desde el ordenador o abajo si lo hacéis desde el móvil. 

Imagen de cabecera hecha con Canva Pro. 

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

2 respuestas a “Cinco imprescindibles del traductor novel”

  • ¡Hola! Es muy interesante lo que escribes y creo que no debemos olvidar estos consejos. Además. yo quería preguntarte qué recomendaciones das a alguien que esté en su primer año de autónomo, cómo aprovechar la tarifa plana, qué tipo de gastos y formación vale la pena durante esos meses. Muchas gracias 🙂

    • ¡Hola! En primer lugar, muchas gracias por animarte a dejar un comentario.
      Creo que lo más importante antes de darte de alta como autónoma es no apresurarse y contar con un pequeño colchón económico de emergencia. Recuerda que solo puedes beneficiarte de la tarifa plana una vez.
      En mi opinión, el gasto que más vale la pena es una gestoría que te pueda guiar personalmente, hay varios compañeros que utilizan https://solo-autonomos.es. En cuanto a la formación, no lo dudes, siempre puedes ampliar tus servicios y habilidades con cursos de markéting, diseño, corrección de textos, traducción especializada… En esta entrada tienes algo de información sobre cursos: https://beaetrad.com/que-hacer-cuando-se-termina-el-grado/. Si tienes más preguntas, no dudes en escribirme a hola@beaetrad.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *